Para todos los amigos que aún no lo sepan he abandonado este blog y he abierto otro. Ahora me encuentro en Accés a Maians, lugar en el cual voy colgando las nuevas entradas y donde me gustaría encontraros a todos.

diumenge, 8 de gener de 2012

¡OH, GRAN SEVILLA!

He pasado el fin de año en la ciudad que da título a esta entrada, título que la describe bien, muy bien, y que está sacado del séptimo verso del soneto cervantino que tanto me gusta. Porque Sevilla es efectivamente grande, y muy bonita. Paseándola, que creo que nunca vi una ciudad tan hecha para ser paseada, los tópicos venían a raudales a nuestras cabezas. Sevilla, "con qué pasión te enamorará, y te embrujará", que cantaba Miguel Bosé en una canción que hoy se nos antoja muy tonta. O las "modistillas", el "he vuelto a ser remero de la plaza España" o los paseos por el "parque de María Luisa, a ver morir el sol", de otra canción más absurda todavía, debida a José Luis Perales. Pero musicalmente no todo es tan malo, aunque insista en ser tan tópico. Está también, por ejemplo, la canción de Pareja Obregón: "Me da igual cantar en Sierpes que en la Plaza Nueva, pasear por esas callecitas tan estrechas...".

Paseando por Sevilla nos acordamos de estas canciones y de tantas imágenes sacadas de la tele, de los anuncios, de Semanas Santas espantosas, de películas de dudosa calidad, de duquesas forradas en sus palacios y en sus bodas. Y entonces yo llegué a una conclusión: que Sevilla no merece los tópicos que tiene, porque es una ciudad más hermosa de lo que los tópicos dejan adivinar. Muchísimo más hermosa. De una belleza de verdad, no de una belleza de balada de domingo. Me ha impactado Sevilla, me ha gustado mucho. Y hoy quiero compartirla en esta entrada. Y reivindicarla como la ciudad que, más allá de cuatro cantantes ligeros, inspiró óperas y versos, iluminó pintores o alumbró poetas (Bécquer, Machado, Cernuda, entre mis preferidos). Y, eso sí, la gracia sevillana, que realmente existe, que siga siendo un tópico, pero un tópico positivo. Ahí va un vídeo de los villancicos, acompañados de las danzas espontáneas, que se marcan en plena calle.
video

Como dije, nunca vi una ciudad para ser tan paseada como Sevilla. Paseamos, buscamos, nos perdimos en el laberinto en que a veces se convierten sus calles. Pero además cumplimos con todos los requisitos del viajante que trata de ser poco turista (o nada turista), pero el tópico, ay, a veces acaba engulléndolo.De día y de noche. Por el Arenal, por Santa Cruz, Triana o la Judería. Por el lado del río o protegido tras las murallas del Alcázar.
Sevilla es todo eso. También la gracia inesperada (mirad la foto de la pizarra de un restaurante), incluso la gracia en los errores de ortografía, o en cualquier error, algo que se agradece mucho en nuestro mundo políticamente correcto.

Pero Sevilla tiene más. ¿Más? Claro, tiene sevillanos, cómo no. Y también ellos se apartan del tópico, o lo trascienden. Es cierto que son enormemente amables, muy hospitalarios. Para muestra podéis pasaros por el blog de Reyes, con la cual, por cierto, compartimos un vino y justo al "desvirtualizarnos" nos conectamos todavía más.

Id a Sevilla. Es un consejo muy serio.

37 comentaris:

emejota diumenge, 08 de gener, 2012  

Tengo que volver, hace demasiado tiempo que he estado y me gustó a rabiar. Ole. Bs.

El Drac diumenge, 08 de gener, 2012  

A juzgar por las fotos debe ser una ciudad muy hermosa; me encantó ver en el vídeo a la chica sevillana con cuanta gracia ensayaba su ¿paso de bulerías? a ver si lo conceptué bien.

Un gran abrazo

Isabel diumenge, 08 de gener, 2012  

¡Qué sorpresa saberte en mi ciudad!
Yo en fiestas nunca estoy en ella, hoy vuelvo y me alegro que hayas encontrado parte del espíritu que habita entre tanto tópico.
Seguro que Reyes habrá sido una estupenda anfitriona.

Tus fotos son preciosas.

Un abrazo.

Montserrat Sala diumenge, 08 de gener, 2012  

Hola Ramón: no me descubres amigo, nada nuevo, que no haya ya pisado, loado y recomendado. Eso si que es verdad: Con palabras menos doctas, mas de la calle, más sencillas. Y no hace demasiado tiempo. Así que no voy a añadidr nada sobre esta ciudad tan hospitalaria, y tan cálida.
Celebro que te hayan impactado sus calles y sus gentes.
Un abrazo.

Dilaida diumenge, 08 de gener, 2012  

Sevilla te embruja cuando la ves por vez primera y ya siempre la llevas en el corazón.
Es única.
Bicos

Ciberculturalia diumenge, 08 de gener, 2012  

He vivido varios años en Sevilla y voy con frecuencia. La reflejas muy bien en tu entrada. Es una ciudad embrujadora y a mí, como a ti, me gusta hasta lo indecible.
Un beso

Antònia Pons Valldosera diumenge, 08 de gener, 2012  

A mi me ha hecho mucha gravia la pizarra de la Merkel y el "Sarkosí"
Es buenísimo.
Bon any.

Júlia diumenge, 08 de gener, 2012  

Me encanta esta ciudad, con su ambiente y sus 'excepciones', aunque incluso entre los andaluces hay 'tendencias' granadinas o sevillanas.

He de volver.

mariajesusparadela diumenge, 08 de gener, 2012  

Hace años que he estado en Sevilla durante unos días. Pero mucho me temo que no ha sido suficiente.
Me alegra que hayas conocido a Reyes y hayais compartido charla.
Y también me alegra que hayas disfrutado tanto.

mariajesusparadela diumenge, 08 de gener, 2012  

Por cierto, el soneto que nombras lo estudié siendo niña como ejemplo de soneto con estrambote...y, claro, como todos los de entonces, me lo sé de memoria (hasta el estrambote "es cierto cuandto dice voacé, seor soldado/y el que dijera lo contrario, miente/ y luego, incontinente/caló el chapeo, requirió la espada, miro de soslayo/fuese y no hubo nada"...)
Que eran mucho Lázaro y Correa.

JOAQUIN DOLDAN diumenge, 08 de gener, 2012  

uuu eso es la esquina de casa

haber avisado che!

nos tomábamos una!

queda pa la proxima

tremenda ciudad

ana diumenge, 08 de gener, 2012  

lo mismo digo, no ir a Sevilla es pecado y de los gordos.

besos.

emejota diumenge, 08 de gener, 2012  

¡qué mal! quería decir que estuve.
Ja,ja es que vivo el eterno presente.Bs.

Antonio diumenge, 08 de gener, 2012  

Ramón, estuviste cerca de casa y me gusta que te lleves buena impresión de mi tierra andaluza. El mundo es de todos y para todos, compartir es su esencia, como tu sabes, y Sevilla una maravilla.
Me gustaron las imágenes y el relato, pero sobre todo esa especie de villancico bailado.
Aunque es o de ir a dorar el niño me suena mal, no deberían meterlo en el horno, jejeje...
Un abrazo

Felipe diumenge, 08 de gener, 2012  

Ramón,lamento no conocer Sevilla.Con la reseña quer nos haces un motivo más para visitarla.

Gracias por este recorrido

Saludos

MAMÉ VALDÉS diumenge, 08 de gener, 2012  

Ya estoy de vuelta otra vez y con las pilas cargadas, después de las fiestas vuelvo a mi querida bogosfera, poco a poco me iré poniendo al día, un saludo.

Alfonso diumenge, 08 de gener, 2012  

Sevilla es mucha Sevilla, a mí, como andaluz, me encanta, y de vez en cuando voy. No me pilla tan lejos, a una hora de autopista. Hace poco estuve para cosas de la Junta y entré por primera vez en el Palacio de San Telmo, sede de la Junta, antiguo seminario, monstruoso de bonito.
Pero bueno, yo creo que tú lo que has visitado es el centro de Sevilla.
¿A las 3000 viviendas no has ido, no? Porque eso también es Sevilla, y nadie nos lo cuenta. Yo sí las conozco, he pasado por allí y sé de maestros que han sido destinados allí. Y bueno. Sin comentarios. Es Sevilla también :)

Cabopá diumenge, 08 de gener, 2012  

Ay, qué bien me viene tu entrada, estamos preparando un viaje para finales de mes (por eso de la cuesta)
y creo que iré a Sevilla,sevilla...tralarlará...

Sólo he estado una vez y comprendí lo de los tópicos de esos que hablas,los viví, pero creo que voy a ir para rememorarlos...
¡Qué casualida! llevo unos minutos buscando hotel y cuando entro en el blog me encuentro con que tú hablas de Sevilla....
Córdoba y Sevilla, a las dos queremos ir...
Besicos.

Anna Jorba Ricart diumenge, 08 de gener, 2012  

jajajajaj¡quien no ve Sevilla, no ve maravilla...! me alegro que estuvieras bien en esas tierras, que merecen una entrada.
Molts petons.

Isabel Martínez Barquero diumenge, 08 de gener, 2012  

Muchos años hace que estuve en Sevilla y tu viaje me ha abierto las ganas de regresar, de verla con mayor detenimiento, de perderme en sus calles. ¡Es una ciudad preciosa!
Me gusta cómo nos la cuentas, en palabras y en imágenes, ligada a la literatura con Cervantes, Machado, Cernuda...
Sí, habrá que volver a Sevilla, merece la pena.
Me alegro que el viaje haya sido tan satisfactorio, y es que el sur alegra siempre los fríos invernales, sea en la calle, en fiestas o en gracejo.

P.S.- A mí la "Sevilla" cantada por Miguel Bosé me encanta y me arranco con él, porque se me "atriana" el corazón. La letra es lo que es, pero la canción está llena de emoción por la ciudad.

Josep diumenge, 08 de gener, 2012  

Conozco otras de Andalucia y esta no, creo que es cierto, es una lástima no conocerla.
Las 'tendencias' granadinas o sevillanas son recíprocas. En Granada se escucha esto mucho. Ni caso. Esto también se escucha entre Oviedo -Xixón, y Reus y Tarragona.
Me alegro mucho Ramon.
Una abraçada.

Reyes diumenge, 08 de gener, 2012  

Para mí y mis acompañantes fue un encuentro super agradable ,te diré que por mí hubiéramos estado juntos más rato.
Espero que volváis pronto pero mejor en primavera que es cuando salen las procesiones que tanto te gustan jajaja .Y otra cosilla; llámame para que os haga de taxista,para mí será un placer, si no le haces ascos a un Renault Clio del 99 lleno de paquetes de gusanitos.
Guarrillo pero honesto,ya tu sabes,mi hermanito jajaj....
un beso .

josefina dilluns, 09 de gener, 2012  

Es uno de los muchos lugares que no he visto y en verdad me gustaría.
Un abrazo

MariluzGH dilluns, 09 de gener, 2012  

Para mi gusto, a Sevilla solo le falta el mar (aunque tenga río) :)
como dice la canción: 'tiene un color especial'

me alegro que hayáis disfrutado con el viaje

abrazos :)

Juglar dilluns, 09 de gener, 2012  

Tu entrada es todo un homenaje a una ciudad muy especial. Sevilla no te deja indiferente, ni sus calles ni sus gentes.
La describes con mucho acierto y me encantan tus referencias literarias.
Un abrazo agradecido.

alma dilluns, 09 de gener, 2012  

Yo esta primvera voy :) No he ido nunca. Creo que voy enamorada de antemano. Bécquer no mucho, pero como me gusta Machado...¡Y Cernuda!

Un beso

Lluís Bosch dilluns, 09 de gener, 2012  

Bueno, pues mira tu por donde yo lo pasé en Jaén (en la sierra de Cazorla), y nada, fantástico. Ese blog de Reyes lo he visitado alguna vez, así que imagino una feliz desvirtualización. Y feliz 2012, si nos dejan.

Jose Vte. dilluns, 09 de gener, 2012  

Sevilla es una de mis muchas pero indispensables deudas que tengo por pagar. Un lugar del que todo el mundo termina enamorado debe de ser digno de visitar.
Espero pagar pronto esa deuda.

Un abrazo

Lembranza dilluns, 09 de gener, 2012  

Precioso reportaje de Sevilla, unas de las ciudades que más me gusta. Hace tiempo que no voy, y al ver tu entrada, me han entrado ganas de estar allí. Magnificas fotografías.
¡Viva Sevilla, y vivan los sevillanos!! Ellos son capaces de arrancar risas, hasta de la crisis. Un abrazo

Miguel Baquero dimarts, 10 de gener, 2012  

Decían los Pata Negra que Sevilla tiene dos partes, dos partes bien diferentes, una para los turistas y otra donde vive la gente... Yo no he estado nunca en Sevilla, pero sin duda es, como dices, una ciudad a la que le perjudican los tópicos

El Joven llamado Cuervo dimarts, 10 de gener, 2012  

Tu país parece tan pequeño y sin embargo eterno y eternamente bello. Puedo llevarte de guía en mi incursión europea? Sevilla es parada obligada...hay alguien ahí, y esa innata invitación de sus calles a "ser paseadas". Un abrazo.

Euphorbia dimecres, 11 de gener, 2012  

Sevilla és molt maca i segur que en aquesta època de l'any molt millor que a ple estiu com quan hi vaig anar jo. Hi hauré de tornar.
Petons

nocheinfinita dimecres, 11 de gener, 2012  

Conozco Sevilla y me gusta, pero has tomado unas fotos tan bonitas que me han entrado ganas de volver.

Besos

Maripaz Brugos dimecres, 11 de gener, 2012  

Ramón, que agradable sorpresa...por fín has visitado Sevilla.
Has captado muy bien la esencia de Sevilla por lo que cuentas.He vivido allí casi toda mi vida, y desde hace poco vuelvo todos los años en primavera.
Me ha encantado tu reportaje, lo has contado tan bien, que ha sido como si estuviera allí.

Jose Lorente divendres, 13 de gener, 2012  

Yo la conocí unas Navidades y quedé igual de fascinado que tú. Recuerdo que tuve muchos problemas para encontrar alojamiento esa noche ya que muchos hostales y pensiones sí cerraban por fiestas. Pero claro, en esa época Ángela y Nicolás todavía no eran pareja de cohecho, ni siquiera tonteaban.

"Il burbero di buon cuore" en el Liceu. Nosotros vamos el día 2 de febrero.

Un abrazo.

Ámber divendres, 13 de gener, 2012  

Estimat EASTRIVER:

Et dec una disculpa en tota regla, per no venir per aquest FAR teu tan preciós, tan acollidor... Snif! I és que vaig molt malament de temps i ja quasi no el dedico als blogs.

Tot i així, dir-te que sempre em poso al dia llegint una entrada darrera de l'altre i SEMPRE em quedo com eclipsada per la bellesa de les teves descripcions.

M'ha fet molta il·lu veure't sovint a casa meva... I m'encanta que avui hagis sigut tu el primer en comentar sobre un dels meus far preferits: el de FINISTERRE.

Rep una molt forta abraçada,

Àmber

ARO diumenge, 15 de gener, 2012  

Ya podrías haberme avisado. Hubiéramos compartido un vino... o dos. Yo también anduve por Sevilla esos días previos al fin de año (allí trabajo ahora). Y tienes razón, Sevilla es una ciudad a la que los tópicos la desmerecen; es de una belleza inefable, yo la estoy conociendo más en profundidad desde hace unos meses y cada día me gusta más.

  © Blogger template 'Isolation' by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP